Nostálgicos. Valeri Tikhonenko. Mítico alero en aquella Unión Soviética de los años 80. Por Roberto González Rico.

Nostálgicos. Valeri Tikhonenko. Mítico alero en aquella Unión Soviética de los años 80. Por Roberto González Rico.

https://www.facebook.com/roberto.gonzalezrico

@bertorrico

https://www.linkedin.com/in/roberto-gonzalez-rico/

Seguimos con nuestros nostálgicos y hoy vamos a abordar a un jugador al que ya le tenía ganas desde hace un tiempo, pero entre unas cosas y otras lo fui dejando, hasta que hoy he decidido ponerme a ello tras ver una publicación sobre su figura en las redes sociales.

Nos vamos de viaje al frío de Angren, pueblo ubicado en lo que hoy se conoce como Uzbekistán, que es donde nació hace casi 56 años Valeri Tikhonenko, un alero de 207 centímetros y 106 kilogramos, y quien formó parte del mítico equipo de la URRS de los años 80, teniendo su máximo esplendor en los JJOO de Seúl de 1988.

Lo pudimos también disfrutar en España por unos años como luego veremos, en una época en que empezaban a llegar a la ACB los primeros jugadores de la Europa del Este, aportando toda esa gran calidad que destilaba en cada una de sus acciones, siendo la selección de la Unión Soviética en ese momento el mejor equipo que había, hasta que unos años después aparecían unos descarados y competitivos yugoslavos que les complicaron y mucho la vida.

Vamos allá, Valeri como os comentaba en líneas anteriores, nació en Angren, una ciudad situada en el este de Uzbekistán, y que comenzaría su carrera baloncestística en el SKA Alma Ata, donde también jugaba su hermano Igorun  equipo que jugaría en las ligas inferiores del país, hasta 1985, cuando ganaría el primer campeonato de la liga y ascendería a la Premier League de la URRS, justo la temporada siguiente a la marcha de Valeri, quien el año anterior en su primera temporada en el equipo había realizado una gran campaña, llamando la atención del todopoderoso CSKA Moscú, donde jugaría dos temporadas.

Tikhonenko pudo jugar en el Zalgiris ya que se ofreció repetidas veces y de manera vehemente por su amistad con Sabonis antes de enrolarse en el CSKA, pero dentro del equipo de Kaunas existían unas normas, una de ellas era que sólo querían jugadores lituanos y no se atrevieron con el fichaje. Una lástima, pues creo que era una posición en la que andaban  flojos, habiendo sido de concretarse un fichaje excepcional, en un equipo que hubiera podido ser imparable.

Era lo más normal del mundo que el CSKA jugador que veía destacar y con un gran potencial en un equipo de menor categoría se lo llevase, ese verano del 95 formaría parte del equipo de la Unión Soviética que conquistaría  el oro en el europeo celebrado en Stuttgart (donde haría su debut con la selección, aportando casi 7 puntos  por partido), y en el que Arvydas Sabonis sería nombrado MVP. Su compañero Valters también formaría del mejor quinteto del campeonato, junto a Petrovic, Deflef Schrempf y  Fernando Martín.

Aunque su primera participación en un campeonato de esta magnitud había sido precisamente en el Mundobasket celebrado en España (Palma de Mallorca), formando parte del equipo Junior que se colgaría la plata, tras perder en la final con una EEUU, en la que estaban jugadores como Scott Skiles o Walter Berry, entre otros, aún a pesar de los 31 puntos, 8 rebotes y 3 asistencias de un imponente Sabonis, quien destacaba en un equipo que además contaba con jugadores como Volkov o Marciulonis.

La temporada 85-86 realizaría una gran temporada en Moscú, ello le valdría para ser drafteado por los Atlanta Haws, pero en la séptima ronda, con el número 157, también eligirían a Aleksander Volkov ( ronda, número 134), y quien ese mismo verano ficharía también por el CSKA.

Valeri nunca daría ese paso de jugar en la NBA, Volkov si lo haría durante tres temporadas, aunque en una de ellas no jugaría debido a una grave lesión.

Y es que tendría que permanecer en el TSKA después del servicio militar, una verdadera pena pues supondría un freno a una progresión que se intuía meteórica.

Ese mismo verano volveríamos a verle colgarse la plata en el Mundobasket de España, donde ya empezaba a tener algo de protagonismo, pero es que había tanta estrella que a era muy difícil hacerse un sitio.

De hecho su gran versatilidad fue un arma muy importante en el juego de los soviéticos, siendo junto a Sabonis los dos mejores de su selección en nuestro Mundobasket.

Sería su primer gran torneo ya con un peso importante en el equipo promediando casi 18 puntos por encuentro.

Era un 3 muy alto con un buen lanzamiento exterior, y quien podía también jugar al poste bajo con unos buenos fundamentos técnicos y tácticos, era muy listo, y entendía el juego de una forma muy brillante.

Las defensas se las veían y deseaban para frenarlo, creando grandes desequilibrios en las defensas de los equipos rivales, siendo como comentaba muy eficaz en el lanzamiento de tres, y rápido en el contragolpe, en fin que estábamos ante un jugador muy completo y que apuntaba alto.

La siguiente temporada sería la última en el CSKA, se presentaba un año glorioso para el equipo de Moscú, pero en las finales a pesar de contar con la tripleta Volkov, Tkachenko y Valeri no pudieron conquistar el título liguero, se cruzaría en la final ante el Zalguiris de un renqueante Sabonis, que no jugaría lesión el primer partido, pero quien decidiría con su sola presencia el segundo de los partidos, y finalmente en el tercer y definitivo partido gracias a sus 28 tantos le daría el título a los de Kaunas.

El verano del 87 volvería al SKA Alma Ata, donde jugaría tres temporadas,hasta 1990.

Esos 3 años a nivel de selección serían los mejores de Valeri, conquistando 4 metales, una plata en el europeo del 87 en Atenas y un bronce en el Europeo del 89 en Zagreb, otra plata en el Mundobasket del 90 (18.5 puntos por partido) en Argentina, y la que sería la mayor gesta de esa selección, el oro de los JJOO de Seúl de 1988 (9.9 puntos por encuentro) al ganar a Yugoslavia en la final tras eliminar en semifinales a la todopoderosa selección de EEUU, en la que estaban jugadores de la talla de David Robinson, Danny Manning, o Mitch Richmond, y que provocaría que en lo siguientes JJOO, los de Barcelona, enviaran al Dream Team.

 

En 1990, el Forúm de Valladolid en el que militaba Sabonis, quien había fichado el año anterior, junto a su también compañero de la selección de la Unión Soviética, Homicius, se haría con sus servicios para sustituir precisamente a éste último.

Fue un fichaje por lo que comentan bastante peleado, pues nos consta que tenía buenas ofertas, entre ellas la del Caja San Fernando, quien estaba consolidándose entre los grandes, pero rechazaría la propuesta.

Supongo que el el hecho de jugar con Sabonis fue determinante en la decisión, ya que Valeri era uno de los mejores amigos del gran Sabas, junto a Homicius.

Nostálgicos. Valdemaras Homicius, el escudero de Sabonis. Por Roberto González Rico.

No pudo tener un mejor debut, en un partido celebrado en Pisuerga el 19 de septiembre de 1990, en un partido contra el Valvi Girona, en el que firmaría 31 puntos y capturaría 8 rebotes.

Su mejor partido sería en el partido jugado en Madrid, venciendo al conjunto blanco por 11 puntos, y en los que Valeri se iría a los 34 puntos y 9 rebotes.

En los 39 partidos disputados en Liga aportaría 19 puntos y 5 rebotes, cayendo en 1/4 de final ante el Barcelona, tras haber eliminado al Mayoral Maristas por 2-0.

Ganarían el primer partido en el Palau por 1 punto, y casi estuvieron a punto de sentenciar la eliminatoria en Valladolid, cayendo finalmente en el Palau por 3 puntos, y donde Tikho tendría una gran actuación con 24 tantos, luego ya en el tercer partido en Barcelona los azulgrana no perdonarían.

El Barcelona se tomaría la revancha de la Copa Príncipe de Asturias, en la que habían sido eliminados por los vallisoletanos, aunque no podrían levantar el título tras perder ante el Joventut de Badalona.

Sería sin duda alguna una de las mejores temporadas del Valladolid, firmando una meritoria quinta plaza, que les otorgaría la clasificación para la Copa Korac.

Sería su única temporada con el equipo morado, fichando ese mismo verano por el CB Unicaja de Ronda, en el que formaría dupla con el tristemente fallecido estos días, Álvaro Teherán.

Prácticamente calcaría sus registros de la temporada anterior, firmando 18 puntos y 4 rebotes por partido.

El equipo no se podría clasificar para los PO, quedando a una victoria del objetivo, la plaza que ocuparía justamente el Caja San Fernando.

Ese verano, el del 92, lo pudimos ver con el equipo unificado en los JJOO de Barcelona, quedando a nada de disputar la gran final ante el Dream Team, perdiendo en la semifinales por un punto ante Croacia, y donde tendría una notable actuación con 18.6 puntos y 4.4 rebotes.

Perderían por 4 puntos ante Lituania en la lucha por la medalla de bronce.

No seguiría la temporada siguiente en el equipo, fichando por el Argal Huesca, en la que sería su última temporada en la ACB, en un equipo que tenía como objetivo principal la permanencia, y donde haría tripleta con el experiementado Greg Wiltjer (acabaría siendo sustituido en la jornada 15 por otro ex azulgrana como Ben Coleman)y el novato Slater, que menuda temporada que completaría el de Houston, firmando unos notables 19 puntos y capturando 8 rebotes.

Sin duda alguna destacar la gran labor del equipo de Huesca en esa labor tan difícil de fichar jugadores americanos, en su caso prácticamente desconocidos, siendo además imprescindible acertar, pues los equipos modestos basaban un 50% o más de su juego en estos jugadores, y si fallabas en uno pues tenías muy complicada la temporada.

Así a la cabeza se me vienen jugadores como Wallace Bryant, Derek Stong, Reggie Slater, Dyron Nix, John Morton, Brian Sallier, Alphonso Ford y esa pareja de sobras conocida, Hall y Jackson.

Nostálgicos: Recordando al rubio canadiense Gregg Wiltjer. Por Roberto González Rico.

Un año que además se presentaba complicado, pues era el primer año sin Hall y Jackson, casi nada, y el equipo oscense le hizo llegar una buena oferta, la cual acabaría aceptando,  dejando Málaga, donde había sido el verdadero líder.

Y su temporada iba bien, se trataba de un valor seguro, de esos jugadores que nunca fallan, experimentado, conocedor del juego, y un jugador que sí era capaz de liderar proyectos deportivos, vamos que no era del tipo de jugador de los que se achantaban.

Pero le sobrevino un tema muy personal muy grave teniendo que abandonar durante algunos partidos el equipo a mitad de temporada, siendo sustituido por Kurtinaitis, pero Valeri no se habría podido recuperar del mazazo de haber perdido a su mujer, la cual estaba embarazada, por suerte que su hijo Iván se pudo salvar, gracias a Sabonis y otros compañeros de la antigua URSS, quienes costearon el tratamiento. Valeri  reharía su vida y tendría tres hijos más.

Finalmente llegaría a un acuerdo con el club, llegando en su lugar Steve Hood, un jugador que solo jugaría 7 partidos, pero que sería clave en la permanencia del equipo en ACB, gracias a sus 23 puntos de media por partido, y los 26 que promediaría en el PO de descenso ante el Júver de Murcia, 33 en el cuarto y definitivo partido.

Serían un total de 3 temporadas en la ACB, la última incompleta por los motivos comentados, en las que jugaría 104 partidos, con unos promedios de casi 19 puntos y algo más de 5 rebotes, destacando su 92% en libres la temporada 92-93.

Volvería a Rusia, para enrolarse en las filas del Spartak de Moscú, donde jugaría una temporada, de donde pasaría al VV Samara, un equipo joven y basado en la cantera, y en el que Valeri aportaría la experiencia, tan necesaria siempre un equipo. Estaban en un fase de asentamiento y crecimiento, y su presencia fue muy importante, de hecho es uno de los jugadores más destacados que hayan militado en este club, donde por ejemplo militaría años más tarde un viejo conocido de la afición española como Omar Cook, en una temporada, la 2006-07 en la que precisamente conquistarían su primer título europeo, la Fiba EuroCup Challenge.

Y en 1997, con 33 años, le llegaría aún una muy agradable sorpresa, ya que el CSKA de Moscú con los que ya había jugado dos temporadas a finales de los 80 se volverían a interesar por sus servicios, Valeri no pudo decir que no, era un premio a su carrera profesional, y creía que aún podía aportar buenos minutos de baloncesto, y es que la calidad no se pierde, se tiene o no se tiene.

Allí jugaría 3 temporadas en las que conquistaría 3 campeonatos de Liga, además en 1998 podría cerrar su exitosa carrera en la selección, colgándose la medalla de plata en el Mundobasket celebrado en Grecia, el del famoso lockout.

Perderían en un emocionante partido en la final ante Yugolasvia, en el que Bodiroga sería nombrado MVP, y en el que Tikhonenko tendría ya un menor protagonismo.

Se quedaría con la espinita de conquistar la Euroliga, pero por aquel entonces el CSKA no era lo potente que sí lo es actualmente a nivel europeo, quedando fuera la primera de estas tres temporadas en 1/4 de final ante el Partizán, ante el Efes en el Top 16 el segundo año, y ante la Cibona también en el Top 16 la 3ª y última temporada.

Una pena, pues habría podido ser la guinda a una gran trayectoria profesional, sobre todo a nivel de selección, donde tuvo la suerte de caer en uno de las mejores selecciones europeas de todos los tiempos, y donde tendría sus mejores momentos sin duda alguna, mostrando todo su talento,destacando por una suspensión tan poco heterodoxa como efectiva, polivalencia y una gran coordinación para su altura, a mí me recuerda a Andrés Jiménez, pero con un mejor tiro, tanto de tres como de libres.

Una vez abandonada la práctica profesional del baloncesto, Valeri seguiría vinculado al mundo de la canasta, de hecho nos consta aún lo sigue.

Estuvo como entrenador asistente en el CSKA, como entrenador principal de la selección femenina de Rusia ,y en el Samara, para finalmente pasar a la presidencia del B.C. Astana, el equipo más representativo de Kazajistán, un equipo al que he conseguido meter por primera vez en la liga rusa, un club por el que han pasado viejos conocidos de la ACB como Shane Lawal, Ivan Paunic o Nick Caner-Medley.

De hecho ya había estado jugando en este equipo en los años 80 (Alma Ata), y al llegarle esta propuesta, financiada en una gran parte por el gobierno, para ayudar a las federaciones deportivas del país,  naciendo el equipo ciclista del Astana, donde militaría Alberto Contador y el equipo de baloncesto, el cual querían volver a relanzar, y el cual impulsaron con 5 millones de dólares, el club se fundaría en abril del 2011, teniendo como pieza angular del proyecto la creación de un pabellón con capacidad para 9200 espectadores.

El club juega en la D1(Liga de Baloncesto de Kazajistán), y la VTB United League, destacando entre sus logros los 4 campeonatos de la liga de Kazajistán.

Pero no se olvida de España, de hecho veraneaba en el Cabo de Palos en Murcia, guardando una gran relación con los dirigentes del club, quienes le habían nombrado socio vip, de hecho fue el modelo del club murciano el que querría trasladar en su momento a su club.

Y como no podía ser de otra manera, sus hijos también han heredado de su padre esta pasión de la canasta, y de su madre , Victoria quien también  había sido jugadora de baloncesto,  por ejemplo, su hijo Mark de 22 años , formaría parte del Unicaja en sus categorías cadete y junior. Desde hace unos años se encuentra en EEUU, jugando 2 temporadas en la Universidad de North Texas Men Green, haciéndolo actualmente y desde el año pasado en el Sam Houston State Bearkats.

Su otro hijo Gleb, quien ahora tiene 18 años, también estuvo jugando en las categorías inferiores del Unicaja, siendo en su día convocado para jugar con la selección rusa cadete hace unos años.

Luego está su hijo Klim, de quien sabemos que también se había iniciado desde muy pequeño en el mundo de la canasta pero del que no hemos sabido nada más, si sigue dedicado a ello o si lo ha dejado.

Pero el tema no acaba aquí, su sobrina, Ksenia, hija de su hermano Boris, también ex jugador de baloncesto, ha continuado la saga familiar, jugando actualmente en el Dymano de Moscú, siendo también internacional por su país.

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR

¿Qué necesitas? ¿Qué necesitas?

← Paso Anterior

Gracias por contactar. Responderemos en la mayor brevedad posible.

Por favor provea un nombre válido, email y su pregunta.

Powered by LivelyChat
Powered by LivelyChat Borrar Historial