El quinteto blaugrana de Don Basket. Por Roberto González Rico.

Roberto González Rico

El Diván del Deportista

@bertorrico

madison

La semana pasada se cerraba la encuesta de votaciones para elegir el mejor quinteto del F.C.Barcelona de todos los tiempos, y la verdad es que no hubo grandes sorpresas, aunque no tod@s estuviesen de acuerdo en los criterios de valoración, pues ya sabemos, y yo no me excluyo,  que aquí los sentimientos juegan un papel importante, de hecho una de mis votaciones fue en este sentido víctima de ese sentimiento, aunque totalmente justificada y entendible.

Estos jugadores forman en mayor o menor medida forman parte de los 90 años de  historia de de esta sección , la cual lucha por volver a recuperar el trono ACB perdido en estos últimos años en manos de su máximo rival.

Lógicamente  y como es evidente los años 80 pesaron y mucho, y aún podrían hacerlo mucho más de no haber aparecido dos verdaderos cracks de este deporte como son Juan Carlos Navarro y Pau Gasol.

1317830802_extras_mosaico_noticia_1_g_0

En la posición de base Don Ignacio Solozábal, Nacho para los amigos, conocido como la zurda asesina, por esas canastas decisivas que solía hacer cuando el partido lo exigía, sin miedo a jugársela cuando las defensas estaban más pendientes de otros jugadores, Nacho , tipo listo donde los haya sabía colocarse en el sitio exacto donde esperaba pacientemente la llegada de la pelota para lanzar y casi siempre encestar, pues tenía un tiro muy eficaz y efectivo.

Era un director de juego a la vieja usanza, no muy alto, muy cerebral, siempre pensando en el bien del equipo, sabiendo interpretar a cada momento lo que exigía la circunstancia del partido, siendo un maestro además, debido a su inteligencia y buen posicionamiento en la recuperación de pelotas.

Jugador de equipo, pese a las numerosas ofertas de otros equipos, siempre defendió la camiseta del equipo blaugrana desde 1975 hasta 1992, año olímpico en el que por cierto fue el primer portador de la antorcha olímpica a su llegada a Barcelona, y en el que el club decidió dar el paso a nuevos jugadores, pues entendían que se había acabado una etapa, para desgracia de una afición que sencillamente lo idolatraba.

En todos estos años ganó la friolera de 19 títulos, destacando sus 6 ligas y 9 copas del Rey.

epi-nacho_grande

Fue internacional por España en 142 ocasiones, pero siempre tuvo que convivir primero en persona y después con la sombra de otro genio en el mundo de la canasta, como fue José Antonio Corbalán, formando parte de la generación de plata de los JJOO de Los Angeles 84.

Se impuso ni más ni menos que a gente como Djordjevic o Jasikevicus, dos auténticos jugones, que sin estar tanto tiempo en el equipo consiguieron también grandes cosas, sobre todo el lituano, lo cual deja muy clara la categoría y da una mayor relevancia a la figura de Solozábal.

En la posición de escolta llevaba un nombre asociado, el de Juan Carlos Navarro, quien posiblemente haya sido el mejor jugador español en lo que a talento se refiere.

Navarro, quien ha sido clave tanto en los títulos del club catalán como del combinado español en lo que va de siglo es un jugador diferente a todo lo que nos hayamos encontrado dentro de este deporte a nivel nacional.

Un jugador imprevisible, rapidísimo, con un tiro muy eficaz, sobre todo desde la línea de 3 , y un descaro fuera de lo normal, de hecho fue clave en esa primera victoria de un combinado español contra los americanos.

La bomba era capaz de todo y más, siempre ahí dispuesto a jugarse el balón definitivo, si , el que quema, cuando otras manos se encogían, sin miedo al error, lo cual veía como algo normal pues ya lo hacía desde bien pequeño, por lo que ahora ya formaba parte de un hábito o proceso aprendido que no le requería un gran esfuerzo, más bien disfrutaba con ello, sintiéndose en su salsa.

Debutó con 17 años en el primer equipo, en el que poco a poco se fue haciéndose un sitio, primero a la sombra de los Jasikevicius, Bodiroga y compañía, hasta que cogió el testigo de estos, y tras una temporada en la NBA, volver en plena madurez deportiva y llevar al club a sus mejores años, conjuntamente con la década de los 80, de los Nacho Solozábal y compañía.

campio_02-03

Sus actuaciones en la selección también fueron destacables, siendo memorable la del europeo del 2011, donde vivió una semana de ensueño, como si estuviese tocado por el mismísimo Dios supremo del baloncesto.

Aquí vivió una de sus últimas grandes actuaciones, los años siguientes hasta la actualidad, muy mermado por las lesiones nos han impedido contemplar las genialidades de este jugador, irrepetible, y al que no debe pesar en la balanza los últimos años a la hora de valorar su carrera, sería un error quedarse siempre con lo último, por ello que la posición d escolta le pertenece por derecho propio, ganado y a pulso.

Psicología y Baloncesto: El liderazgo carismático de Juan Carlos Navarro

En la posición de alero pues tampoco cabe discusión alguna, Juan San Antonio San Epifanio, EPI, elegido mejor jugador europeo de los 80 en una época de grandes jugadores, pues queda casi todo dicho, que no es poco.

Epi era un verdadero profesional, ejemplar, trabajador, siempre intentando mejorar en cualquier aspecto del juego, sin perder de vista los objetivos del equipo, donde era uno de los líderes, debido a su fiabilidad y personalidad dentro de la cancha.

Empezó jugando de pívot, pero pronto vio que su tiro merecía un mejor aprovechamiento y de ahí paso a ocupar la línea exterior del juego, donde a decir verdad no le fue nada mal, a este hombre que todo lo que ha conseguido se lo ganado por méritos propios,  basados en la constancia, dedicación y horas de entrenamiento.

Epi, al igual que Solozábal desarrolló toda su carrera deportiva, 19 años en el Barcelona, donde llegó en 1974 junto a su hermano Herminio,  debutando en el primer equipo cinco años más tarde, 1979, año en el que también debutaba en el combinado nacional, iniciando así una carrera de prestigio y grandes logros, hasta su retirada en 1995, ganando la liga del no triple de Michael Ansley, consiguiendo 21 títulos de primera categoría, en lo que fue una de las mejores generaciones de baloncesto en nuestro país, lástima que su trabajo no se hubiese visto recompensando con la ansiada Copa de Europa.

fiba-basket-no-25_1996_portada-foto-epi

 

Siempre lo daba todo en la cancha, donde parecía hasta tope en sus movimientos, pero que bien que le sabía sacar provecho a su cuerpo, para incluso ir a postear como si de un pívot se tratase y casi siempre con una gran eficacia.

En la selección también dejó su huella, tiene el récord de internacionalidades, con 239, y hasta este verano también el de puntos anotados hasta que llegó un tal Pau Gasol para batirlo en Río, siendo otro miembro del equipo de Los Angeles 1984, disputando hasta 4 JJOO, sabiendo echarse a un lado en el momento justo, en Barcelona 92,   y quien no dudó incluso en echar un cable a la selección en el europeo del 93, adaptándose perefctamente a la figura de sexto hombre.

Persona querida, honesta, respetada con un sinfín de premios, distinciones y similares, del que cabe destacar este mismo año su inclusión en el Hall of fame de la Fiba.

Durante sus 12 temporadas ACB acreditó más de 16 puntos, destacando su 43% en t3 y 57% en t2.

Epi en el Hall of fame FIBA. Por Roberto González Rico.

Y llegamos a las posiciones interiores, donde un nombre era seguro y el otro pues a pesar de su calidad, enorme calidad y trabajo realizado, y el cual aún realiza y muy bien por cierto, en los Spurs de San Antonio, si, Pau Gasol, hubo quien puso en duda su presencia o quien lo criticó por el motivo de solo haber jugado una temporada en el primer equipo.

Empezamos con uno de los jugadores que menos dudas suscita, hablamos del gran Audie James Norris, uno de los mejores jugadores que pisó cancha ACB, y quien más allá de sus número, seguro que de ser más egoísta los hubiese hecho y de escándalo, llamaba poderosamente la atención su carisma, carácter, alegría y un juego de pies maravilloso dentro de la zona, que complementaba con un buen tiro de 4 metros.

Norris fue un regalo para el aficionado al baloncesto de aquella época, y sobre todo para la afición blaugrana, quien pronto lo convirtió en su santo y seña, un jugador que de no ser por las lesiones, como muchos otros, quizás nunca hubiésemos sabido mucho más de él, y lo que es peor, no podríamos haber visto esos duelos de altura junto a otro grande y legendario jugador como fue Fernando Martín.

fb_img_1463550141067

6 temporadas fueron las que estuvo en Barcelona, donde mientras las lesiones le respetaron hizo las delicias del espectador, que clase que tenía, que reversos, que manera de coger la pelota a una mano a lo Otis Howard, que rapidez de ejecución, ufff, por no hablar de los movimientos de pies que más tarde patentó el esloveno Erazem Lorbek, otro pedazo jugador que podría haber estado en la lista, malditas rodillas.

De Audie se recordará su compromiso, fuera de toda duda, aún recuerdo aquella final four jugando con el hombro lesionado  desde hacia unas cuantas semanas, Norris jugó esa final con un solo brazo y roto de dolor. Jugó aún así 32 minutos en los que anotó 18 puntos y capturó 9 rebotes.

La verdad es que jugadores así no deberían envejecer nunca, habría que clonarlos, pues más allá de sus 14 puntos y más de 7 rebotes por encuentro, queda esas imágenes épicas, de un baloncesto no visto hasta aquellos años, donde empezaban a llegar verdaderos americanos, que cambiaron y para bien nuestra liga, teniendo Norris en gran parte culpa de ello.

Una persona cercana, querida,siempre con una sonrisa en la cara y que formará parte de la historia de muchos de los que seguimos y amamos este deporte.

13239076_1757416231143305_6940557070827786080_n

Y junto a Audie Norris en la pintura, pero con total libertad de movimientos estaría Pau Gasol, que ya sabemos que solo jugó una temporada en el primer equipo azulgrana, pero vaya como fue su impacto, tanto que al año siguiente salía como nº 3 del Draft, emprendiendo en 2001 la aventura americana, la cual sigue hoy en día y vaya como lo está haciendo a sus ya 36 años.

De Pau poco puedo decir que Uds no sepan aún, el mejor jugador nacional de todos los tiempos, un verdadero ejemplo dentro y fuera de la cancha, y sin duda alguna uno de los mejores deportistas españoles, junto a Rafa Nadal creo que los dos mejores.

Creo que con ello está todo dicho, y lo único que podemos decir al respecto es que nos dure el máximo de años posibles pues creo sinceramente que tardaremos en volver a disfrutar de un jugador así en todos los sentidos de la palabra, y por ello, independientemente del número de años que haya estado en el equipo, títulos o que no no jugase de pívot por aquel entonces nos pueden dejar de incluirlo en el quinteto ideal del Barcelona de todos los tiempos.

Baloncesto: Gracias PAU, y que sea lo que GASOL quiera

Para finalizar quedaría el entrenador, Aíto,  quien si no, pieza indispensable en la carrera de  estos cinco jugadores, en mayor o menor medida, y de otros muchos más, una persona que lo ha sido todo en este deporte, algunos dirán que sobrevalorado, no seré yo, pues siempre quedará el tema de la euroliga ahí pendiente, pero como dijo un buen día debemos quedarnos  con el cambio que el equipo llevó a cabo en los años 80, con una forma diferente de entender el baloncesto y que hizo que el club empezase a luchar de tú a tú , ante un Real Madrid que hasta aquel entonces campaba casi a sus anchas.

Me dejo a muchos jugadores y entrenadores, que seguramente podrían estar en la lista, pero la verdad es que  no me negarán que se trata un gran equipo, donde se mezcla inteligencia,talento y carácter a partes iguales, aparte de varias generaciones, donde hay bastante de nostalgia por un lado, no hay que olvidar los grandes años vividos en la década de los 80, una década prodigiosa para la sección, y por otro lado de actualidad como en el caso de Navarro y Gasol, quienes llevan al máximo nivel deportivo casi 20 años, sabiendo todos la gran dificultad que ello entraña en el deporte actual, de tanta exigencia física y psicológica.

Quisiera finalizar este artículo dando las gracias a Don Basket por volver a recuperar ese baloncesto de antaño, pero sin dejar de lado al actual, un grupo que crece y crece cada día por la buena labor de sus dos fundadores, un grupo donde se respira buen rollo y una gran pasión por el baloncesto, que espero que dure mucho y que la gente siga disfrutando del baloncesto.

epigasolredim-1

 

 

 

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR

¿Qué necesitas? ¿Qué necesitas?

← Paso Anterior

Gracias por contactar. Responderemos en la mayor brevedad posible.

Por favor provea un nombre válido, email y su pregunta.

Powered by LivelyChat
Powered by LivelyChat Borrar Historial