Nostálgicos. Alexander Belosteny, primer jugador soviético en la ACB. Por Roberto González Rico.

Nostálgicos. Alexander Belosteny, primer jugador soviético en la ACB. Por Roberto González Rico.

@bertorrico

https://www.linkedin.com/in/roberto-gonzalez-rico/

Hoy en nuestra sección de Nostálgicos voy atender a una petición, un jugador que ya tenía en mente recordarlo, pues últimamente y debido a la situación que vivimos y como much@s de Vosotr@s me estoy chupando mucho baloncesto de antaño, saliendo a la luz grandes jugadores que quizás en esa época no te parecían tan buenos, pues quedaron un poco tapados por otros jugadores coetáneos, que tapaban un poco su luz y su brillo.

Y este es el caso de otro gigante ruso, Alexander Belostenny,un rocoso pívot de 2,14 metros, nacido en Odessa (Ucrania) un 24 de febrero de 1959, año en el que nacieron otros jugadores ilustres  de nuestro balocesto como Epi, Iturriaga, Indio Díaz, Fernando Romay, Joe Llorente o yendo más allá, el genial Magic Johnson.

Belosteny, formó parte de una aquellas selecciones que uno jamás olvidará, la antigua URSS, cosechando a nivel de selección casi todos títulos que un jugador pueda tener, formando parte de aquella selección que batió a los EEUU en el famoso mundial de 1982 celebrado en Colombia, aunque ya había anteriormente participado en dos europeos (Italia-1979 y Checoslovaquia-1981), donde también se colgó el oro, y una plata en el mundial del 78 en Fiipinas.

Belosteny como ya veréis a lo largo de este artículo y como bien decía el otro día Javier Pasto en un acertado post es sin duda uno de los jugadores más infravalorados de los últimos 40 años, pues entre otros logros, el de no perderse ninguna competición ni amistosos durante 13 años (1979-1992) que jugó la URRS, posteriormente conocido como el Equipo Unificado. Y eso tiene un gran mérito, pues como bien todos conocéis estamos hablando de una de las mejores selecciones europeas de todos los tiempos, selección que contaba con jugadores en esa posición como Sabonis, Tachenko, Goborov, o Lapatov.

Además su presencia en la selección siempre fue a más, jugando muchos y buenos minutos, aunque de primeras se podría pensar que iba de complemento a esas figuras citadas anteriormente, a hacer el juego sucio y ya está, pero no es el caso, se trataba un muy buen jugador con unas habilidades y competencias muy buenas para este deporte, vamos que no era el armario empotrado sin más, permitidme la expresión, torpe y rudo que podría llevarnos a pensar cuando lo veíamos, pero todo lo contrario, tenía esa virtud que muy pocos tenía y tienen de hacer fácil lo difícil.

Sus inicios fueron en el Budivelnyk Kiev, formando dupla con Tachenko, un equipo que hacía peligrar la hegemonía del todopoderoso CSKA, quien no dudo como todo club grande en incorporar  a estos dos gigantes en sus filas, conquistando las ligas rusas las temporadas 83 y 84. Para esta época ya se había convertido en una figura imprescindible en la selección, sumando un nuevo oro continental ( Alemania 1985), por cierto Alemania, será como veremos un país muy importante en su vida.

Belosteny destacaba por ser un gran trabajador, de hecho le tocó como vimos luchar contra jugadores más altos que él, y siempre daba la cara, vamos que no se achantaba, como bien pudimos ver en el mundobasket celebrado en España, yo por aquel entonces empezaba a ver baloncesto, y lo pude disfrutar en Ferrol, donde su selección jugó la primera fase, y claro, como no nos iba a llamar la atención aquel enorme jugador de 214 cms. Acabaron colgándose la plata, tras perder contra EEUU por un ajustado 87-85. Belosteny firmaría 7 puntos en la final.

Ese mismo verano volvería al Budivelnyk Kiev, donde jugaría 3 temporadas, ganando la liga de 1989, junto a otro nostálgico del que os hablaré otro día, Alexander Volkov.

Durante estos tres años también seguiría incrementando su enorme palmarés con la selección de la URSS, colgándose la medalla de oro en los JJOO de Seúl, y una medalla de plata en el Europeo de Grecia y una de bronce en el Europeo de Zagreb.

En 1989, recién cumplidos los 30 años decidió salir de su país, era una época en la a nuestra liga empezaban a llegar a nuestra liga jugadores de potencias del baloncesto, como Yugoslavia o la URSS.

Y así es como le llega la oportunidad de embarcarse en el proyecto del CB Zaragoza, sin duda uno de los mejores equipos fichando en la década de los 80, y quienes decidían apostar por este ganador para liderar su juego interior.

Fue un fichaje realizado en tres días, donde el presidente José Luís Rubio y Moncho Monsalve se fueron a Kiev, no fue un fichaje fácil pues era la primera vez que el jugador iba a salir de su casa, además de que había varios clubes importantes interesados en hacerse con sus servicios.

Venía a sustituir a Mel Turpin, quien no había cumplido las expectativas generadas, cuajando una muy buena temporada, promediando algo más de 11 puntos y casi 9 rebotes por encuentro, aparte de ofrecer una gran intimidación dentro de la zona, gracias a sus 214 centímetros, siendo también un gran taponador, promedió algo más de dos chapas por encuentro.

Esa temporada el equipo zaragozano se hacía con la Copa del Rey, en aquella exhibición realizada por Mark Davis, donde el escolta americano se fue a los 44 puntos para vencer al Ram Joventut, y donde nuestro protagonista colaboró con 10 puntos y 9 rebotes.

Nostálgicos: Mark Davis, el hombre de los 44 puntos. Por Roberto González Rico.

Solo jugó esa temporada y no entera, siendo sustituido por Pat Cummings, quien tampoco pudo hacerse un sitio en el equipo la temporada siguiente, pues al equipo regresaría otro ilustre de la afición zaragozana como Kevin Magee, uno de los artífices de la primera copa del equipo en la temporada 83-84.

Nostálgicos. Kevin Magee. En el olimpo de los elegidos. Por Roberto González Rico.

Pero a pesar de estar solo un año en el equipo se ganó el cariño del equipo y de la afición, tanto a nivel de juego como a nivel personal, comentan que era una persona muy humana y cercana, un jugador que hacía equipo, muy buen compañero.

Un año donde demostró un gran conocimiento del juego, hacía fácil lo difícil, ganaba fácilmente la posición, cargaba muy bien el rebote, era un buen reboteador ofensivo, tanía un tirito de 3-4 metros más que aceptable e intimidaba un rato largo en la zona.

Fácil verlo en los 10 puntos-10 rebotes, y como sin nada, sin despeinarse apenas, aún parece que fue ayer que le estoy viendo con esa media vuelta contra tablero de la que hacía gala.

Una pena no poder disfrutarlo por más años en la ACB.

En 1990 se iría a jugar a la liga Alemana (TBB Trier), donde jugaría 4 temporadas, coincidiendo las dos últimas con otro jugador ruso, viejo conocido de la afición del Unicaja, Serguéi Babkov.

Ese verano de 1990, se cuelga la plata tras caer ante Yugoslavia, en el Mundobasket de Argentina.

Ganará protagonismo pues la URSS se separa y nacen otros países y selecciones, siendo en estos últimos años de su carrera una pieza en el equipo ruso, por su veteranía y experiencia, así lo pudimos ver en los JJOO de Barcelona donde logrará el bronce, tras caer en semifinales contra Croacia por un punto, de no ser por los tiros libres se habrían colado para disputar la histórica final de los JJOO contra el Dream Team.

Belosteny se retirará con 35 años en 1994, supimos que se había ido a vivir a Tréveris (Alemania), donde abriría un restaurante llamado El Sótano.

Allí viviría los últimos años de su vida, hasta que en mayo del 2010 nos enterábamos de su triste fallecimiento, por una dolencia pulmonar.

Ésta es la historia de otro gigante ruso, difícil de olvidar por esa cara de bonachón que tenía, y quien a nivel de selección consiguió todo lo que se podía lograr, una persona honesta, trabajadora y quien tristemente forma parte de esa lista negra de jugadores integrantes fallecidos del equipo maño ( Mel Turpin, Rafa Sansegundo, Kevin Magee, Bobby Phills y Eugene McDowell).

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR

¿Qué necesitas? ¿Qué necesitas?

← Paso Anterior

Gracias por contactar. Responderemos en la mayor brevedad posible.

Por favor provea un nombre válido, email y su pregunta.

Powered by LivelyChat
Powered by LivelyChat Borrar Historial