Nostálgicos: Granville Waiters, un secundario de lujo en la no liga de Petrovic.Por Roberto Gonzalez Rico.

Nostálgicos: Granville Waiters, un secundario de lujo en la no liga de Petrovic.Por Roberto Gonzalez Rico.

madison

Hoy en la sección de Nostálgicos hablaremos de Granville Waiters, uno de esos jugadores que llegaron sin hacer ruido a nuestra ACB, con un pasado bastante discreto de cinco temporadas en la NBA (Indiana, Houston y Chicago donde tuvo la gran suerte de compartir vestuario y cancha con Michael Jordan.), llegando a ser subcampeón con los Rockets en la final de 1986 y en la que perdieron ante los Celtics de un tal Larry Bird, aunque su presencia fue insignificante, pues los minutos estaban muy caros con los Olajuwon, Sampson y compañía.

Fueron cinco años con apenas 10 minutos de promedio en los que promedió 2.4 puntos y 2.2 rebotes, por lo que la temporada 1988-89 decidía como muchos otros embarcarse en la aventura europea en otro de esos fichajes made in Aito García Reneses, y quien venía a ayudar en el juego interior de los azulgrana, para aportar intimidación, trabajo y un desahogo para un Audie Norris, sus 2.13 metros suponían una gran muralla para los equipos rivales.

Su fichaje no ilusionaba y menos cuando habías dejado ir al equipo rival a Drazen Petrovic. pero hay que reconocer que el fichaje finalmente fue mucho más importante y era más necesario de lo que la gente en un primer momento podía pensar, sobre todo convenciendo a aquellos escépticos que se dejaban por su apariencia física, un por atípica todo sea dicho de paso en un jugador de baloncesto, pero vaya si cumplió el bueno de Granville.

2a5geaq

Y se hizo de noche…

Waiters aterrizaba tras ser un auténtico ‘agitatoallas’ en la NBA,  había sido elegido en el puesto 39 del ‘draft’ de 1983 por los Blazers, tras su paso por la Universidad de Ohio State.

 

WAITERSMD-400x310 (1)

El equipo azulgrana por aquel entonces disponía de una gran plantilla y había pasado el dominador de la liga doméstica y quería un jugador diferente, que ayudase dentro de la pintura, con oficio, experiencia en esa aspiración de dar un paso más y llevarse por fina la Copa de Europa, la cual se estaba convirtiendo en una obsesión para el equipo.

Proyecto La Masía 2019. CAPÍTULO 1. HISTORIA DE LA SECCIÓN DE BALONCESTO. Por Roberto González Rico.

Llegaba para sustituir a Eugene Mcdowell, un jugador que había cumplido en su papel, aunque éste tuviese 10 cms menos y fuese bastante más fuerte que Granville, no sé porque pero siempre hubo un pensamiento de que había sido otra rareza más de Aito Reneses, aunque el tiempo finalmente dio la razón al técnico madrideño.

Sus 8,4 puntos y 6,8 rebotes en el Barça quizás puedan parecer poca cosa y más cuando se esperaba que los extranjeros de aquella época en posiciones interiores al menos anotasen unos 16 puntos y capturasen unos 8 rebotes, pero el valor de Granville siendo su trabajo recompensado con el título de Liga, tras vencer al Madrid de Petrovic en el quinto partido, anotando ese día una de sus mayores anotaciones como azulgrana, 17 puntos.

La verdad es que se había aclimatado muy bien a la ciudad y al equipo, pero ello no le sirvió para renovar por ls azulgrana, siendo sustituido por un jugador exterior para cubrir la marcha de Sibilio, quien se había marchado por su mala relación con Aito al Baskonia, hablamos de Paul Thompson, quien venía más en plan estrella y nunca se adaptó siendo sustituido a los pocos partidos por un tal David Wood.

Nostálgicos: Paul Thompson. Si le hubiesen dejado hasta las zapatillas hubiera lanzado

 

98198179

Su especialidad, el rebote…

En una entrevista con el gran Javier Ortiz hablaba de su etapa en Barcelona, la cual recuerda con una gran alegría, pues in lugar a dudas fue un gran año, con una gran aportación al equipo  dentro de sus funciones y responsabilidades.

Yo hacía mi trabajo. Ya sé que no era un gran jugador en ataque, pero creo que cumplí con lo que me pidieron. Intenté siempre ser profesional y ayudar de la manera que fuese a que el equipo consiguiese victorias. Eso era lo que me importaba”, cuenta. En lo personal, confirma que se adaptó a la perfección: “Tengo grandísimos recuerdos del Barcelona y de la ciudad. El club siempre estaba pendiente de lo que necesitábamos y fue un honor jugar para ellos. Y la gente era muy amable en las pequeñas cosas. Eso es un importante para un jugador americano que está fuera de casa. Sentí de cerca el apoyo de los aficionados y no puedo contener la sonrisa cuando recuerdo el día en el que ganamos la liga. Hice muchos amigos allí. Quizás vuelva algún día”.

waiters-foto-3-500x350

Norris agradeció y mucho su callado y especializado trabajo dentro de la zona…

Waiters estaba contento en España, de hecho hasta se había echado novia y todo, por lo que decidió coger las maletas e iniciar una nueva aventura en Bilbao, donde solo jugó una temporada con la misión de ayudar al equipo a mantener la categoría ( objetivo que no se logró).

En esta nueva etapa se le pedía una mayor responsabilidad ofensiva, pero no llegó a cuajar, con unos promedios de apenas 10 puntos y 8 rebotes se le culpó de los malos resultados ( demasiadas expectativas), siendo sustituido la temporada siguiente por Tom Gneiting, el cual años más tarde llegó a entrenar y a disputar algún partido con el Barcelona.

Muy probablemente que Waiters fuese de ese tipo de jugadores que rindiesen mejor como cola de león que como cabeza de ratón, siendo un buen jugador como segunda espada y muy válido para funciones como especialista, pero no como líder de un equipo en el que casi la mitad del juego girase sobre él, quizás su falta de egoísmo en este aspecto le jugase una mala pasada, pues se piensa que pudo dar un rendimiento mejor del que finalmente dio, sobre todo en la faceta anotadora.

Tras este gran fracaso y con 30 años, en una decisión sorprendente Granville lo dejaba, siendo éstas sus palabras al respecto «sufrí una fractura por estrés, pero no me di cuenta en ese momento y seguí jugando. Cuando me la detectaron, ya no me pude recuperar”.

CW8YmQDW8AA8WUB

Waiters, Romay, Fernando Martín y Norris…

Decidió regresar Estados Unidos, a su Ohio natal, donde regentó durante 14 años una cadena de guarderías llamada Granny Learning Centers’.

Ahora su principal actividad es una consultaría de negocios y seguros  así como la organización de cenas benéficas, si es que siempre supimos del gran corazón de este gigantón con cara de bonachón, al que siempre recordaremos como uno de los grandes vencedores en la NO liga de Petrovic.

waiters

Os dejo su Linkedin por si un día queréis contratar sus servicios.

https://www.linkedin.com/in/granville-waiters-44904215/

linkedin

 

COMENTARIOS

WORDPRESS: 1
  • comment-avatar
    Luis 3 semanas

    Un fichaje curioso cuando de los americanos se esperaba que aportaran el 20/10. Barcelona apostaba por McDowell, Waiters… más tarde Wood… Aunque también es verdad que no le faltaban anotadores. Sí que vino con cierto aura por provenir de los Bulls y de él se decía que metía menos puntos que pelos tenía en la cabeza.

  • Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    CERRAR

    ¿Qué necesitas? ¿Qué necesitas?

    ← Paso Anterior

    Gracias por contactar. Responderemos en la mayor brevedad posible.

    Por favor provea un nombre válido, email y su pregunta.

    Powered by LivelyChat
    Powered by LivelyChat Borrar Historial