Y Vicente Del Bosque sonrió

Y Vicente Del Bosque sonrió

Nolito y Morata representan la esperanza en el ataque de la selección española  para aumentar la leyenda más aún si cabe e intentar conseguir un triplete consecutivo de campeonatos de Europa en este deporte.

Desde aquel verano de 2008 en Austria  en el que empezó el sueño (Luis Aragonés DEP) hasta día de hoy han transcurrido 8 años, donde tanto la selección nacional así como los equipos españoles han impuesto una jerarquía y un dominio casi incontestable en del deporte rey.

Por el camino ha habido de todo, pero por suerte el equipo ha sabido mantenerse como tal, lo que les ha llevado a la obtención de estos magníficos resultados, exhibiendo además un modelo y estilo atractivo de juego.

La posición de delantero está sin dueño desde la retirada de Villa,  el bajón de Torres,  o la no adaptación e integración de Diego Costa, de hecho en la última Euro, la del 2012, fue Cesc y  Silva los que jugaron de falsos 9 en gran parte de los partidos.

villa

Pichichi Villa

Se hablaba y mucho de que se jugaba bien pero  a la hora de rematar faltaba alguna referencia fiable en el área para convertir las infinitas jugadas creadas en la sala de máquinas que era y es el centro de campo español.

Pero así como  por arte de magia (esperemos por el bien de todos que no sea un falso espejismo) han aparecido Nolito y Morata y así aparcar al menos por un tiempo, hasta nuevo aviso, tan recurrido y cansino tema.

Nolito es un jugador veterano ,típico jugador desequilibrante, que tanto puede jugar en punta como caer en banda, con un tiro potente y que llega por edad en la plenitud de su carrera.

Podría ser el Andréi Arshavin de la selección de Rusia de la Euro de 2008.

Sabe y es conocedor que de hacer una buena Euro tendrá la oportunidad de dar un salto a un grande. Le consta.

Estas dos últimas temporadas ha sacado a relucir en su equipo, el Celta de Vigo todo su talento, al que ha acompañado también en forma de goles. Su nombre lleva asociado al del Barcelona desde hace un tiempo, y quizás este año sea el de un paso más en su carrera y haga de su sueño una realidad.

Por su parte Morata es la juventud,  la elegancia, tiene potencia, visión de juego, va bien de cabeza y además tiene gol.

Este año ha explotado en una liga tan complicada como la Italiana, cosa nada fácil para los delanteros, y a sus 23 años es el futuro de la selección junto a De Gea, Bellerín o Thiago Alcántara entre otros.

Morata querrá demostrar al Real Madrid que se equivocaron con su caso y a los ojos de Europa al igual que Nolito , sabedores de que no hay mejor  escenario que éste intentarán consagrarse y dar un salto definitivo en sus carreras, el primero para firmar el gran último contrato de su vida y el segundo para seguir en el camino que le lleve a convertirse en ese jugador que apunta a día de hoy.

En sus botas recae gran esperanza de las posibilidades de conquistar por tercera vez consecutiva tan preciado trofeo, y por lo visto ayer contra Corea, rival no del todo serio,  sirvió al menos para calmar los ánimos en el equipo  , llegar con un  optimismo realista a la Euro y que por fin Vicente Del Bosque sonriera.

del-bosque

Y Del Bosque sonrió

COMENTARIOS

WORDPRESS: 0

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies